Crestado Chino: carácter, salud, aspecto, precio y cachorros

0
111

El Crestado chino (Chinese Crested Dog o Perro chino sin pelo) se distingue por su carácter agradable y alegre, tanto en la variedad sin pelo como en la que tiene pelo

La historia de los perros sin pelo es fascinante, y también se relaciona con el perro crestado chino (Chinese Crested Dog). En realidad, parece que los verdaderos orígenes de este animal se remontan a una época más antigua que la de los antiguos chinos: se cree que estos espléndidos perros provienen de África, y también tienen notables similitudes con los perros mexicanos sin pelo.

Algunos argumentan que su nombre deriva del hecho de que en los barcos chinos era bastante común utilizar perros para atrapar ratones, y que de esta manera llegaron a los Estados Unidos. En el pasado, a menudo se utilizaban también como compañeros de dueños que padecían de discapacidades mentales y, por esta razón, hoy en día pueden mantenerse en perfecta salud incluso sin hacer demasiado ejercicio.

En cuanto a las variedades del Chino crestado con o sin pelo, el gen de Powderpuff pertenece a todos los perros de esta raza, incluso a los que nacen sin pelo, por lo que no es posible criarlos garantizando que solo nacerán ejemplares sin pelo.

De hecho, no es infrecuente que de dos especímenes sin pelo pueda nacer un Powder Puff. Por el contrario, dos Powder Puffs que se acoplen nunca podrán reproducir a cachorros sin pelo, ya que no tienen el gen relativo. Una curiosidad sobre el aspecto peculiar de los perros crestados chinos: Sam, un espécimen Hairless de esta raza, fue ganador del concurso World’s Ugliest Dog Contest – que premia a los perros más feos del mundo – del 2003 al 2005. Por otro lado, los perros sin pelo chinos son y han sidos aparecidos en varios medios, desde películas hasta series de televisión, como en Ugly Betty o Los 102 dálmatas.

Uno puede encontrar al Perro Crestado Chino en dos variedades:

  • Crestado chino con pelo (Powderpuff)
  • Crestado chino sin pelo (Hairless) 

Y que pueden nacer en la misma camada. Es un perro pequeño (de 4 a 6 kilos), que toma su nombre del hecho de que los chinos lo criaron desde tiempos inmemoriales (incluso desde la dinastía Han).

Fue introducido en los Estados Unidos por algunos marineros chinos, y hoy en día su propagación es tal que se puede definir completamente como un perro cosmopolita. A primera vista, la variedad con pelo y la sin pelo parecen pertenecer a dos razas diferentes, pero realmente, es una mutación genética espontánea no dominante.

El Crestado Chino siempre ha sido un perro de compañía apreciado por su apariencia particular y por su tamaño muy pequeño, con un encanto particular y una gracia notable, que lo han convertido en una raza canina de gran popularidad entre las civilizaciones más refinadas, y para quienes deseen tener un perro verdaderamente único.

Crestado chino: carácter

El perro crestado chino es simpático y siempre está alerta, pero también tiene un excelente carácter, juguetón, cariñoso y muy animado: también es un perro de compañía ideal, y es extremedamente inteligente.

Los perros de esta raza son muy versátiles y están dotados de una dulzura natural: además, otra cualidad muy apreciada de esta raza es que, ladra poco y se apega rápidamente a su amo y a su familia. Es extremadamente difícil encontrar un ejemplar de esta raza que se enfade fácilmente o que tienda a agredir. Por otro lado, la atención a su dueño a menudo se traduce como una cierta indiferencia hacia otras personas, quienes, por lo tanto, pueden tener la impresión de que este perro es poco amoroso.

El estilo de vida del perro crestado chino es la de un perro que es muy adecuado para vivir en un apartamento, pero también puede adaptarse a la vida en el campo sin ningún problema, aunque no es un perro rústico. Las dos variedades conocidas, Hairless y Powderpuff, tienen solo la diferencia del manto: pero en el carácter y demás características son perros exactamente idénticos.

Hairy Hairless

Los que no tienen pelo, por supuesto, no necesitan ser cepillados, los Hairless “»verdaderos» son minoría. Muy particular ( y requieren de un cuidado especial), es el Hairy Hairless, que tienen una «contradicción» encantadora, aunque tengan carencia de pelo en la mayor parte del cuerpo, cuentan con espectaculares penachos en sus extremidades.

Para los Powderpuff es necesario intervenir regularmente para eliminar el exceso de pelo, y en cualquier caso, la piel y el pelo requieren de un dueño muy paciente y que cuente con suficiente tiempo para dedicarle a su mascota. El estilo de vida ideal para el perro crestado chino incluye frecuentes salidas diarias.

Es un perro nacido para vivir en un apartamento, debido a su docilidad, sus habilidades de pocos ladridos y su amor por estar al aire libre que no es el típico de las razas de «alta energía». Es un excelente compañero para adultos y niños, y es un perro muy especial y de compañía.

Uno de sus comportamientos clásicos es buscar a su dueño para saltar en sus brazos, así poder sentir su calor y afecto, ya que es un perro que sufre de bajas temperaturas: por lo tanto, es necesario que seas particularmente cuidadoso, haciéndolo crecer en un ambiente cálido y cuidado.

Crestado chino: salud y patologías

A diferencia de otros perros pequeños, el perro crestado chino, tanto en las variedades Hairless y Powderpuff, no tiene enfermedades congénitas particulares. Sin embargo, es posible que sufra problemas oculares, en particular de glaucoma y de atrofia progresiva de la retina, además de la enfermedad de Legg-Calvé-Perthes. Particularmente para el Powder Puff, se requiere una dentadura perfecta.

De hecho, esta raza tiene una «boca primitiva», en el sentido de que la mayoría de los dientes son puntiagudos, y por esta razón se debe prestar especial atención a los problemas en su cavidad bucal. Otra enfermedad común del perro crestado chino y otros perros pequeños, es la llamada dislocación de la rótula, un problema ortopédico de la rodilla de determinada importancia para el cual se requiere un tratamiento adecuado y oportuno.

Crestado chino: relación con el dueño

El dueño ideal del Perro Crestado Chino debe ser una persona amorosa que sepa apreciar a un perro agradable y alegre, reactivo y enérgico lo suficiente. Ciertamente, su aspecto peculiar, especialmente la variedad sin pelo, no es para cualquiera, pero no es difícil enamorarse de un perro de raza pura como este, que tiene una naturaleza perpetuamente feliz.

El dueño debe apreciar a los perros inteligentes, sensibles y dulces, y tal vez debe ser un fanático de las pruebas de obediencia: una de las características más interesantes del perro crestado chino, es su habilidad innata para aprender nuevos trucos y ponerlos en práctica de inmediato. Son muy buenos para entender los comandos del dueño. Además, el dueño perfecto para el perro sin pelo chino debe tener tiempo y pasión para dedicarle a su perro, en particular en lo que respecta al aseo y belleza de su piel y pelo.

Crestado chino: relación con los niños

La relación con los niños del Crestado Chino es muy buena, porque es un perro que puede mostrarse como un excelente amigo en muchas ocasiones. Este compañero cariñoso, siempre juguetón, a menudo busca a los niños para jugar, y no le gusta que lo dejen solo. Además, se adapta rápidamente si llega un nuevo niño al hogar, porque entiende que es un nuevo miembro de la familia y, por lo tanto, se sentirá feliz del nacimiento de un niño o de una niña.

Además, su predisposición natural a ser adiestrado y aprender trucos y juegos lo convierte en un verdadero compañero para personas de todas las edades.

Crestado chino: relación con otros perros

Debido a su naturaleza simpática y cariñosa, está lejos de ser un perro peleador, como puede suceder con otros perros «toy breed», perros pequeños que se distinguen por su carácter a veces ligeramente severo. Nada de esto sucede con el Chinese Crested Dog, siempre listo para hacer amigos, incluso si otro perro es recibido en la familia.

Su capacidad de adaptación lo hace perfecto para convivir con otras razas, con las que juega voluntariamente por su innata pasión por correr, jugar y saltar. Además, el perro sin pelo chino ladra muy poco, incluso en presencia de otros animales.

Crestado chino: precio y cachorros

En cuanto al precio de los perros crestados chinos, este oscila entre los 600-800 euros, unos 700-900 dólares. Es una raza que está muy solicitada, tiene gran demanda y no siempre es fácil de encontrarla. En particular, es mejor evitar comprar un perro crestado chino, si no hay intención de cuidarlo especialmente en lo que refiere al aseo y cuidado de su pelo o piel.

Según nos hemos informado, hay criaderos certificados en España, Argentina y México y registrados por la FCI, pero también en Venezuela, Uruguay, Chile, Perú, Colombia, Bolivia y Centro América.

Tal vez te pueda interesar leer otro artículo relacionado con otras razas de perros como: