Lakeland Terrier: carácter, salud, criadores, cachorros y precio

0
131

Adiestramiento
Relación con extraños
Afecto por la familia
Adecuado como primer perro
Facilidad de limpieza
Nivel de energía

¿Y tú? ¿Qué opinas de esta raza?
Valuación: 5 - 4 votos

El Lakeland Terrier no es un perro muy conocido en nuestro país, ¡por ahora! Veamos todas sus características.

El Lakeland Terrier debe su nombre a una zona conocida como la tierra de los lagos, en Inglaterra, donde este simpático amigo tuvo su comienzo. En esta zona eran muy utilizados como cazadores de ratas, zorros y otros animales que representaban un problema para los agricultores.

Vivaces y juguetones, estos Terriers, también conocidos como Lakies, son muy afectuosos con toda la familia. Tienen mucha energía y destacan por su buen humor. Aunque sean tenaces y un poco tercos es importante que reconozcan a su dueño como la guía que ellos necesitan. Pero no te preocupes, porque con un poco de constancia y adiestramiento lograrás convivir armónicamente con tu Lakeland Terrier.

Hoy en micachorro.net te presentamos un ejemplar muy particular, un perro encantador, que te conquistará a primera vista con sus pícaras miradas y su espíritu animado. Sigue leyendo para descubrir más sobre esta interesante raza canina.

Lakeland Terrier: origen

El Lakeland Terrier tuvo su comienzo en Inglaterra, en el famoso Distrito de los Lagos (Lake District), muy cerca de la frontera con Escocia. Entre sus antepasados se encuentran los antiguos Terrier Negros y Fuego (ya extintos), los Bedlington Terrier y los Border Terrier. Se cree que la raza fue desarrollada por granjeros locales para poder librarse de las plagas que abrumaban la producción local, utilizaban los Lakies para ahuyentar zorros, cazar ratas, conejos y tejones.

Antes de su denominación actual eran conocidos como Cumberland o Westmoreland Terrier. El primer Club de Criadores se formó en el año 1921 y en menos de 15 años la variedad ya era famosa por su éxito en las exhibiciones caninas, tanto en Europa como en Estados Unidos.

En 1967, Stingray, un ejemplar de Lakeland, se convirtió en una celebridad al ganar los dos concursos más prestigiosos del mundo canino, el de New York y el de Londres. Y en la década de los 90 surgió otro fuera de serie, Awesome Blossom, que ganó más de 100 grandes premios durante toda su carrera.

Lakeland Terrier: carácter

Los ejemplares de esta raza suelen ser cariñosos con toda la familia, especialmente con los niños, con quienes adoran jugar. En el hogar se comportan como un integrante más, característica que algunos interpretan como arrogancia, pero en realidad es más bien confianza en sí mismos. No es común que se muestren agresivos o distantes, lo único es no molestarlos mientras comen, pero esto vale también para cualquier otro perro.

Con desconocidos o visitantes adoptan una actitud más retraída y vigilante, algo que los convierte en buenos guardianes. Con otros perros no es un animal que suela buscar peleas, pero no se echará atrás si alguno lo provoca. Por lo general es un perro muy excitable y puede perder los nervios rápidamente en situaciones de tensión. Solo basta trabajar en su obediencia y en su socialización desde cachorro para ahorrarte problemas.

El adietramiento es fundamental para que aprenda, desde pequeño, que es lo que se puede hacer y lo que no se debe hacer. Necesitarás tener paciencia para contrarrestar su actitud obstinada y mantener a raya su temperamento. Se recomienda para ello que las sesiones de adiestramiento sean entretenidas, cortas, y con mucho movimiento. Se recomienda además utilizar refuerzos positivos, como premios apetitosos, caricias y juegos, ya que ésta es la estrategia ideal para adiestrar a un Lakeland Terrier.

Por otro lado, es un perro muy curioso, por lo que estará pendiente de todo lo que ocurra en casa; también buscará acceder a los lugares “prohibidos” y si tienes un patio o un jardín, asegúrate de que esté bien cercado.

Los Lakeland Terrier tienen una cierta tendencia a ladrar, no todos por igual, pero es bueno tenerlo en cuenta si no quieres incomodar a tus vecinos.

Lakeland Terrier: Características Físicas

Los cachorros de Lakeland Terrier son bastante pequeños, ya que estamos en presencia de un perro de tamaño mediano-pequeño. De adulto no superan los 37 cm de altura, los machos pueden llegar a pesar hasta 7,7 kg, las hembras se detienen en 6,5 kg.

El físico del Lakeland Terrier es compacto y musculoso, equilibrado tanto en tamaño como en armonía general. Funcional y hermoso, es adecuado para el trabajo y se distingue de otros terriers, generalmente por la forma de su cabeza y su particular tipo de pelaje.

El manto de los perros de esta raza es muy característico y apreciado tanto por los aficionados como por quienes se encuentran con este perro en la calle. De hecho, el pelaje es muy denso y duro. Parece hecho a propósito, es casi como un “abrigo”, que seguramente le habrá servido en la zona donde se originó.

Los colores permitidos para el Lakeland Terrier son numerosos:

  • Negro y fuego,
  • Azul y fuego,
  • Rojo,
  • Trigo,
  • Rojo grisáceo,
  • Hígado,
  • Azul oscuro.

Otros colores como el caoba y el bronceado intenso no se consideran típicos, otro aspecto no deseado del pelaje es la presencia de pequeñas manchas blancas en los pies y en el pecho. Están permitidos, pero no son deseados.

Lakeland Terrier: relación con los niños

Suele llevarse muy bien con los niños, pero como todo buen terrier, la paciencia no es una de sus cualidades. Es importante enseñar a los más pequeños a respetar a la mascota y no tratar al perro como si fuese un peluche o un juguete.

Lakeland Terrier: cuidados e higiene

En cuanto a cuidados, no son canes que pierden demasiado pelo. No obstante, su pelaje necesita mantenimiento. Debes cepillarlo unos 30 minutos semanales. Además, se recomienda pasarles una toalla húmeda con la misma frecuencia, con lo que evitarás tener que bañarlos a menudo. Para un recorte de su pelaje, se recomienda llevarlos a un profesional.

A la hora de convivir, los Lakeland Terrier se adaptan bien también a los espacios reducidos, o a las casas sin jardín, siempre que puedan disfrutar de dos salidas diarias, mínimo de 30 minutos cada una. Su instinto de caza se mantiene vivo, por lo que deberás llevarlo siempre con correa en espacios públicos para que no salga corriendo detrás de un gato, un ave o algo que les llame la atención. Asimismo, no debes dejarlo a solas con mascotas pequeñas como hámsteres o conejos.

Lakeland Terrier: alimentación

Alimentar a un Lakelan Terrier es tarea fácil, siempre y cuando sus necesidades primarias sean satisfechas: bastará con brindarle una alimentación adaptada a su edad, nivel de actividad física y a su estado de salud.

Puedes optar por varios regímenes alimenticios: la casera (crudo o cocinado), o la industrial (croquetas para perros).

Es recomendable que la dieta del Lakeland Terrier cachorro sea supervisada por un veterinario. Con dos comidas diarias bastará para hacer feliz a este perrito, con la condición de que permanezca lo más sereno posible antes y después de cada ingesta para evitar una torsión gástrica.

Lakeland Terrier: Salud

Por lo que respecta a la salud, los Lakeland Terrier presentan muy baja incidencia de enfermedades graves, a excepción de ciertas afecciones oculares como son las cataratas, las luxaciones del cristalino o las microftalmías. Estas últimas se dan en ejemplares con ojos anormalmente pequeños.

Lakeland Terrier: precio y cachorros

El precio de un Lakeland Terrier cachorro varía en función de sus orígenes, edad y sexo. Por lo general se encuentran a partir de los 700 euros, digamos de 700 a 1000 euros como media, unos 800-1200 dólares. Lo ideal es ponerse en contacto con un criador profesional para poder adquirir un ejemplar que haya tenido una buena selección que evite cualquier problema genético.

Puedes siempre pedir el pedigrí, que por otro lado es fundamental: te permite comprobar la pureza de la raza del perro. Un animal con pedigrí posee ciertas características propias de su raza que le diferencian del resto.

Ahora que hemos aclarado todos los aspectos más importantes, puedes ir en busca de tu nuevo amigo de 4 patas, que seguramente te está esperando.